¿Puede/debe la vivienda ser considerada como un derecho, y no exclusivamente como un bien de mercado? ¿Qué implicaciones tendría esta consideración?

La visita de representantes del Gobierno Vasco (G.V.) a la Universidad de Chile el pasado 27 de marzo brindó la oportunidad para reflexionar sobre este tema y conocer de primera mano las experiencias y políticas derivadas de esta premisa.

En el País vasco la vivienda está considerada como un “derecho subjetivo”, lo cual obliga al gobierno de la región a dirigir sus políticas públicas hacia este objetivo, con el fin de que todos los ciudadanos puedan disfrutar de una vivienda digna.

Los dirigentes vascos explicaron cuáles son las principales medidas adoptadas para este fin, y cómo han logrado compatibilizar el derecho a la vivienda con otros derechos fundamentales como el de la propiedad privada. A continuación se recoge un resumen de los puntos calve:

_Promoción de Vivienda Social en Terrenos Públicos ->  el planeamiento urbanístico genera reservas de suelo para este fin. Esto revela la importancia de abordar el tema desde el planeamiento territorial y urbano .

_Promoción de Vivienda Social en Terrenos Privados -> la Ley del suelo del G.V. obliga a que todas las nuevas promociones inmobiliarias un % de las viviendas construidas (entre el 25 y el 65%) sean protegidas (con precio de la vivienda fijada por el estado).  Esto se complementa con una estricta normativa de requerimientos espaciales y de calidades para estas viviendas sociales.

_Subsidios / Ayudas para el Alquiler -> ayuda a gente de ingresos bajos/medios para costear parte del precio del alquiler (a arrendadores privados).  Esto va acompañado de medidas legales y fiscales para evitar la “burbuja del alquiler”, es decir, para evitar que los precios del alquiler suban como consecuencia de esta ayuda.

_Alquiler Social en Viviendas Vacías (privadas) / Plan Alokabide -> Una vivienda vacía no cumple con el bien social promulgado por la ley. Por otro lado, muchos propietarios no quieren arriesgarse a arrendar su depto. por miedo a impagos o destrozos. Para solucionar este problema el G.V. hace de mediador, ofreciéndose como arrendatario: alquila la vivienda por un precio fijado al mes (más bajo que el de el mercado), pero a cambio garantiza pago estricto y la devolución del depto. en perfecto estado. El G.V. a su vez subarrienda esta vivienda a personas necesitadas, logrando que las vivienda cumpla su fin social.

Todas estas políticas habitacionales irán precedidas de medidas y leyes a nivel de planeamiento Territorial, de modo que todas las iniciativas y normas funcionen de manera conjunta, dando lugar a una sistema global .

Evidentemente cada país tiene sus propios condicionantes, su pasado e idiosincrasia, y por lo tanto no sería posible ni deseable pensar en una traslación directa de modelos. Sin embargo, siempre es interesante mirar hacia otras regiones para conocer y comprender otras maneras de organización , otras mentalidades y paradigmas de cara a abordar el tema de la vivienda. Mantengamos la mente abierta!

DATOS DEL EVENTO:

Título ponencia: Similitudes y contrastes sobre políticas de vivienda y planificación territorial

Lugar: Facultad Arquitectura y Urbanismo de la Universidad de Chile

Participantes:

Iñaki Arriola (Consejero de Medioambiente, Planificación y Vivienda del Gob.Vasco)

Pedro Jáuregi (Viceconsejero de Vivienda Gobierno vasco)

ArantzaLeturiondo (Viceconsejera Planificación Territorial)

Ricardo Tapia (Director Instituto de Vivienda U. Chile)

Juan Pablo Urrutia (Académico facultad Arquitectura y Urbanismo, U.Chile)